info@motoiservices.com

Estáis vivos de milagro

Estáis vivos de milagro

Hace unos dias estuve disfrutando del primer track day del año.

Entre unas cosas y otras, al final acabé ayudando a unos cuantos compañeros con problemas técnicos en sus motos.

Cuando iba ya por el cuarto, el título de este post me vino a la cabeza, “¡estáis vivos de milagro!“.

Y es que entre filtros de aceite mal apretados, tornillos que faltan, ausencia total de refrigerante, frenos sin purgar, testigos de avería encendidos o neumáticos en las lonas, la afirmación es poca, sinceramente.

A más de uno tuve que recordarle que se estaba subiendo a una máquina capaz de superar los 230km/h con facilidad en la recta del circuito en el que estábamos, y que no podia, por ejemplo, ir perdiendo aceite del motor por la recta. O confiar en una brida para que el carenado no salga volando. Por su seguridad y por la de los demás.

Lo que me conocéis sabéis de mi costumbre de cuantificar cosas.

230km/h son como 64 metros en 1 segundo.

Que tu rueda trasera patine en aceite y salgas volando a 64 metros por segundo, implica que en un par de segundos sobrevuelas la escapatoria de final de recta. Y paso de calcular la energía cinética, pero ya te adelanto que el bofetón es serio si antes no has reducido la velocidad revolcándote como un gorrino por el suelo (convirtiendo la energía cinética de tu cuerpo en calor mediante la fricción con el suelo…).

La regla del Miércoles

Si me dejas darte un consejo, sigue mi regla del miércoles. Si, la mía. La inventé yo.

Y nunca falla.

La regla dice: El miércoles antes de ir la circuito, la moto lista.

¿Por qué? Porque si te falta un recambio, una herramienta, o hay que reparar algo, hay tiempo suficiente hasta el fin de semana.

Y te quedas más tranquilo.

Ya sé que entre el trabajo, las cosas de casa, los niños si los tienes, las cenas con los amigos o lo que sea, es difícil encontrar un hueco entre semana para preparar tu moto.

Pero se trata de tu seguridad.

De ti.

Y de los que te rodean en la pista.

Así que nada de coger carenados con bridas o cinta americana, cambiar el aceite del motor en el circuito (es una cosa que nunca he entendido), ir con el testigo de avería encendido o cosas que en el fondo sabes que no están bien.

Hazlo el miércoles, ¡que tienes tiempo!

Buenos hábitos al volver del circuito

Esta es otra. Y no me refiero a limpiar tu casco, tu mono, tus guantes y tus botas. Que también.

Me refiero a revisar tu moto, tomarte 20 minutos tranquilamente, quitar la grava y pelotillas de goma de tu quilla, revisar que no existen fugas, que no faltan tornillos, en definitiva, que la moto ha vuelto mas o menos como te la llevaste.

Una simple inspección de 10-20 minutos te dará una mejor idea de lo que necesitas (recambio, líquidos, etc,), podrás comprarlo con tiempo y tenerlo listo el “miércoles antes de ir a rodar”.

Llevo siguiendo esta técnica desde hace como 15 años y es infalible.

Por supuesto que me han salido cosas, pero llevando en mi caja de herramientas tornillos (¡los mismos que usa la moto!), liquido refrigerante, un juego de manetas y poco más todo ha ido como la seda.

Caja de tornillos bolt para carenados de motocicletas.
Una caja de tornillos como los que equipa tu moto es un salvavidas, y te ahorrará el calvario de tener que usar distintas llaves para desmontar un carenado. un “must” en tu caja de herramientas.

Cuidado, no digo que no tienes que llevar bridas o cinta americana: son un básico, el fondo de armario de tu caja de herramientas. Pero sirven para soluciones de emergencia, no para llevarlo así para toda la eternidad, ya me entiendes.

Si haces estas dos simples cosas (revisar tu moto al volver del circuito y la regla del miércoles) comenzarás a ver las cosas de otra manera, y estarás más tranquilo en pista (y los que te rodean también lo estarán no viéndote cambiar el aceite en el suelo del box!).

Y esto…. ¿Cómo se hace?

Bueno, es cierto que no todo el mundo puede permitirse llevar la moto al mecánico cada dos por tres.

Este es un hobby caro ya de por si, por lo que muchos tenemos que aprender a hacer las cosas básicas en nuestra moto.

Pero que sean operaciones básicas no significa que tengan que hacerse de cualquier manera o viendo un tutorial de Youtube. No intentes volver loco a tu mecánico cuando le lleves la moto para una reparación.

Si no sabes como cambiar un líquido de frenos, una rueda o tensar y engrasar correctamente una cadena, no te preocupes. Tenemos una solución para ti.

En breve lanzaremos un curso on-line de 8 semanas de duración y tutorías en directo, especialmente para ti, si has llegado hasta aquí leyendo.

Un curso on-line para que aprendas a hacer el mantenimiento de tu moto como un PRO de guante blanco.

Te enseñaremos desde lo más básico a lo más complejo de una manera sencilla y práctica, para que te sientas segur@ disfrutando de una parte muy bonita y divertida, tanto como conducir tu moto.

Mantenerla.

Set de herramientas Ko-Ken.
No todos somos capaces de apreciar la belleza de un set de herramientas (Ko-Ken en esta imagen). Pero te aseguro que te facilitan a nivel Dios cualquier operación que hagas en tu moto.

Y no hace falta que sepas absolutamente nada antes de comenzar. El único requisito es que tengas ganas de aprender las cosas bien, cosas que te servirán tanto para tu moto actual como para la que tengas dentro de 10 años.

Si te interesa, date de alta en nuestra lista de difusión del curso y llévate nuestro e-book gratuito de mantenimiento por adelantado.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

¿Te ha gustado nuestro post? No te pierdas ninguna de nuestras publicaciones¡Date de alta en nuestra newsletter y sé el primero en enterarte de todo!
Habla con nosotros
A %d blogueros les gusta esto: